Skip to main content

El PAQUETE DEFINITIVO
para inversores y traders!

Llévate estos regalos gratis:

  • Acciones gratis que valen hasta $200
  • $10 para operar con criptomonedas
  • Estatus Gold durante el primer mes
  • Acceso a formación
  • Acceso a paquetes de inversión
free shares promotion
Un trader frente a la computadora invierte en smart contracts o contratos inteligentes.
Un trader frente a la computadora invierte en smart contracts o contratos inteligentes.

¿Qué son los smart contracts?

La tecnología blockchain, probablemente las revolucionarias e innovadoras de este siglo, tiene múltiples aplicaciones y usos. Alguien más o menos familiarizado con la materia podría pensar que solamente el Bitcoin puede sacar provecho de ella. Sin embargo, los smart contracts son otra de las grandes aplicaciones que tiene detrás a la cadena de bloques. 

Reconociendo la relevancia que están tomando los smart contracts en la época actual, en la siguiente nota te compartiremos más detalles de dicho concepto.

¿Qué es un smart contract? 

Los contratos inteligentes (en español) -, como indica su nombre, son contratos entre dos partes. Su particularidad es que se configuran y se ejecutan -cuando se cumplen una o más condiciones- en la blockchain y no hay intermediarios entre quienes pactan dicho acuerdo.

El mejor ejemplo para explicar qué es un smart contract es imaginando una máquina expendedora de gaseosas o golosinas. Las partes involucradas serían el cliente, que ingresa dinero en el aparato, y la máquina. Una vez que se cumplen las condiciones, es decir, ingresar el dinero y elegir lo que se quiere consumir, la expendedora entrega el producto. 

La programación de esa máquina para entregar lo que la persona quiere vendría a ser el contrato inteligente, con la diferencia de que estos estarían programados en la cadena de bloques 

Origen

Los contratos inteligentes surgen gracias al criptólogo Nick Szabo, quien fue el primero en pensar en unos protocolos informáticos que permitieran el comercio electrónico entre desconocidos y que sustituyeran el papeleo legal y la burocracia. 

La implementación de contratos inteligentes no se produjo hasta 2009, cuando apareció la primera criptomoneda, Bitcoin junto con su blockchain, que finalmente brindó un entorno adecuado para los contratos inteligentes. 

Nick Szabo diseñó un mecanismo para una moneda digital descentralizada llamada Bit Gold en 1998. Nunca se implementó, pero ya tenía muchas de las características de las que Bitcoin se jactaría diez años después.

Los contratos inteligentes se asocian principalmente con criptomonedas, por lo que es justo decir que uno no podría existir sin el otro, y viceversa, ya que los protocolos descentralizados de criptomonedas son en esencia contratos inteligentes con seguridad descentralizada y encriptación. 

Hoy un contrato inteligente hace referencia a acuerdo que se ejecuta por sí mismo sin que intervengan terceros y se escribe como un programa informático en lugar de utilizar un documento impreso con lenguaje legal y técnico. 

Funcionamiento 

El código que conforma el contenido del contrato se almacena en la cadena de bloques, un “libro virtual” que registra todas las transacciones de una determinada criptomoneda. El código debe estar basado en reglas lógicas (si pasa esto, entonces aquello) y condiciones. El resultado es un acuerdo virtual protegido con todas las posibles eventualidades cubiertas, de manera que si todas las partes entregan lo pactado, no existirá la posibilidad de un fraude.

En ocasiones resulta imprescindible acudir a agentes externos que verifiquen el cumplimiento de una condición. A estos agentes se les denomina oráculos, los cuales son instrumentos informáticos que permiten validar las condiciones previstas en los smart contracts. Generalmente hacen referencia a información externa para decidir si una cláusula del contrato ha sucedido o no. De esta manera, una vez que el oráculo obtiene la información y la contrasta, el contrato se ejecuta y la transacción se produce.

Contratos inteligentes y ejemplos

Los usos y aplicaciones de los smart contracts son infinitos, pero pensemos en un par de ejemplos. 

Las empresas de seguros podrían sacarle un gran provecho a esta nueva tecnología, ya que no necesitaran de un persona que tenga que verificar que el contrato efectivamente se cumplió o no. Bastaría con establecer las cláusulas y condiciones de la póliza en el contrato inteligente y si, alguna de las partes no cumple con su parte, el contrato queda cancelado o de hecho, si le corresponde a cliente cobrar, no tener que reclamar por ese pago. 

Otra industria que podría hacer uso de esto es la de la venta o alquiler de inmuebles o de automóviles. El cliente, que está buscando una casa o nuevo auto, podría acudir directamente al dueño de ese bien y firmar un contrato inteligente entre ambas partes sin tener que recurrir a una concesionaria o una inmobiliaria que haga de garante y así ahorrarse el dinero que tendría que pagarle a uno de ellos por prestar ese servicio. 

Beneficios 

Dicen que el tiempo es una de las cosas más preciadas que tenemos. Imagina ahorrar no solo tiempo, sino, además, dinero. ¿A quién no le gustaría?

Esto viene a brindar los contratos inteligentes con su revolucionaria tecnología, debido a que no ya no se necesitarían intermediarios que certifiquen o validen ese acuerdo que se firma entre dos partes. Sumado a eso, al ser todo digital, uno no tendría que andar acumulando títulos de propiedad o papeles en algún cajón, sino que con tener una contraseña segura alcanzaría. 

Esto representa un reto para aquellas personas que ejercen de abogados o escribanos, ya que con los contratos inteligentes no harían falta sus servicios para certificarlos y todo sería sin intermediarios de manera más libre y con menos costos. 

En el universo crypto, Ethereum es la pionera en los smart contracts.

¿Cómo hacer un contrato inteligente?

Si estás interesado en realizar smart contracts en Argentina -o en cualquier parte del mundo- debes tener en cuenta que no es tan sencillo. Hay que poseer conocimientos sobre lenguajes de programación y tener una cantidad suficiente de ETH para implementar tu contrato. 

Implementar un smart contract es técnicamente una transacción, por lo que necesitas pagar la comisión. Sin embargo, los costos para la implementación de este tipo de contratos son mucho mayores.

En el caso de Ethereum, por ejemplo, dicha plataforma dispone de lenguajes cómodos para que los programadores puedan redactar contratos inteligentes. Estos son Solidity y Vyper. 

Los smart contracts son públicos en Ethereum y se pueden considerar redes abiertas. Esto significa que se puede acceder a otros contratos inteligentes en su propio contrato inteligente para ampliar en gran medida lo que es posible. Los contratos pueden incluso implementar otros contratos.

Criptomonedas y smart contracts 

Sin lugar a dudas, la pionera dentro del mundo de las criptomonedas en el desarrollo de los contratos inteligentes es Ethereum. La mayoría de los smart contracts que se programan y se ejecutan están constituidos bajo su blockchain. De allí -entre otros aspectos- que es la segunda criptomoneda en importancia y en capitalización bursátil, detrás de Bitcoin (BTC).

Sin embargo, el potencial y futuro de los contratos inteligentes le ha generado a Ethereum competencia. Una de ellas es Solana (SOL), que actualmente está séptima en cuanto a capitalización de mercado entre las miles de criptomonedas que hay circulando. 

Solana no solamente puede procesar más transacciones por segundo, haciéndola una red mucho más rápida, sino que también tiene la gran ventaja de cobrar menos comisiones que Ethereum. A pesar de esto, su seguridad no brinda demasiada confianza (ha sufrido ataque de hackers que han vaciado cuentas o robados NFTs). Actualmente cotiza a 112 dólares.

Otra de las competidoras de Ethereum en el mundo de los contratos inteligentes es Avalanche (AVAX), la cual afirma ser “la plataforma de smart contracts más rápida de la industria blockchain”. Con menos de dos años de vida desde su lanzamiento (septiembre de 2020), AVAX ha alcanzado a estar entre las diez principales criptomonedas en cuanto a capitalización. 

El objetivo de Avalanche es solucionar los problemas de escalabilidad (transacciones por segundo), interoperabilidad y los costos de las comisiones. Para ello, posee tres cadenas de bloques distintas, cada una enfocada en un problema. 

Características de los contratos inteligentes de Ethereum 

  • Determinísticos. Los smart contracts solamente realizan las acciones para las que fueron diseñados, en el caso de que las condiciones se cumplan. Además, el resultado será siempre el mismo, sin importar quién sea la persona que lo ejecute. 
  • Autónomos. Pueden automatizar todo tipo de tareas, funcionando como programas que se ejecutan de manera automática. Sin embargo, en muchos casos, si un smart contract no es activado, permanecerá "latente" y no se ejecutará ninguna acción.
  • Inmutables. No pueden ser modificados una vez desplegados. Solamente pueden ser eliminados, si una función particular ha sido previamente implementada. Podríamos decir, por lo tanto, que los contratos inteligentes pueden proporcionar código a prueba de manipulaciones. 
  • Customizables. Antes de ser desplegados, los contratos pueden ser codificados de muchas maneras distintas. Es así que pueden ser utilizados para crear múltiples tipos de aplicaciones descentralizadas.
  • Trustless. Dos o más personas pueden interactuar a través de los smart contracts sin conocerse o confiar la una en la otra. Además, la tecnología blockchain garantiza que los datos sean precisos.
  • Transparentes. Dado que los smart contracts están basados en una blockchain pública, su código fuente no sólo es inmutable sino que también es visible para todo el mundo.

Un trader analizando en las computadoras si invertir en smart contracts.

¿Cómo invertir en contratos inteligentes?

Si te llaman la atención los contratos inteligentes en México o cualquier parte de Latinoamérica y estás interesado en invertir en uno de ellos, Libertex cuenta dentro de su plataforma con el CFD de Ethereum, Avalanche y Solana. Los mismos se pueden encontrar en todos los instrumentos - criptomonedas.

¿Por qué elegir Libertex para operar?

Dentro de las muchas alternativas Libertex te ofrece:

  • Acceso a una cuenta demo de forma gratuita donde podrás practicar.
  • Asistencia técnica al inversor 5 días a la semana, durante las 24 horas.
  • Para los clientes de perfil profesional, un apalancamiento de 1:500.
  • Puedes operar en una plataforma para cualquier dispositivo: Libertex y Metatrader 4 y 5.
  • No posee comisiones de extracción para Latinoamérica.
Volver

¡Vive la emoción del trading!

Registra una cuenta demo en Libertex y aprende cómo operar

Evalúa tus conocimientos de trading

¡Realiza el cuestionario y llévate $ 9 de bonificación en tu cuenta!

quiz