Skip to main content

El PAQUETE DEFINITIVO
para inversores y traders!

Llévate estos regalos gratis:

  • Acciones gratis que valen hasta $200
  • $10 para operar con criptomonedas
  • Estatus Gold durante el primer mes
  • Acceso a formación
  • Acceso a paquetes de inversión
free shares promotion
Saber qué es la renta fija y renta variable te ayudará a decidir por cada activo.
Saber qué es la renta fija y renta variable te ayudará a decidir por cada activo.

Diferencia entre renta fija y renta variable: tips antes de invertir

A la hora de comenzar una inversión hay diferentes tipos de mercados financieros. Cada uno de ellos cuenta con sus propias reglas, ventajas y desventajas. Una de ellas es la diferencia entre los instrumentos financieros con renta fija y renta variable. La distinción entre ambos cambia totalmente la rentabilidad de los mercados y las ganancias a futuro.

Conocer cuál es la diferencia entre renta fija y renta variable le permitirá al inversor o ahorrista decidir con más información el camino de sus inversiones. Los etf son fondos cotizados compuestos por distintos activos que establece su rentabilidad y es un ejemplo de los activos de renta variable.

Renta fija y variable: ventajas y desventajas

La diferencia entre renta fija y renta variable reside en que en las distinciones en las condiciones del acuerdo. En el primer caso, se trata de una transacción con fechas establecidas y con los términos bien marcados por eso el inversionista tiene un conocimiento de lo que ganará. Por el contrario, en la renta variable el ahorrista o trader realiza la inversión sin saber cuál será la ganancia que tendrá finalmente.

Los cfd y acciones son dos ejemplos de variable. Los cfd o contratos por diferencia son instrumentos financieros en donde el interesado accede a ellos por medio de una negociación, es decir, no se compran; por el contrario, las acciones se compran en bolsas de valores, pero también son variables porque no se sabe qué interés, dividendo o ganancia recibirá ya que depende de la variación de los precios.

Es fácil conocer la variación de las cotizaciones tanto desde el ordenador como el celular. 

Renta fija

El emisor del instrumento financiero se compromete por medio de un acuerdo a pagar los intereses o dividendos que correspondan. En este caso, el inversionista está seguro del dinero que va a recibir. Un ejemplo son los bonos.

Tanto un empresario como una entidad gubernamental pueden emitir bonos como si fuera una deuda. Luego, el inversor los adquiere y ya sabe de antemano cuánto dinero recibirá por ese préstamo con los intereses establecidos. Se realiza un contrato con fechas estipuladas y si bien el capital es seguro, la ganancia es menor que con otros activos.

Igualmente, es importante remarcar que se habla de renta fija porque el acuerdo es fijo y la contraparte se compromete a pagar. El inversionista conoce las fechas de vencimiento, es decir cuándo terminará la inversión y el momento en que recibirá su capital.

Renta variable

Es todo lo contrario a la renta fija. No hay un acuerdo preestablecido con valores y montos pautados. Cuando se genera la inversión, el trader o ahorrista desconoce la cantidad de dinero que recibirá a cambio. Todo depende del mercado financiero, de las cotizaciones, del contexto económico regional y mundial. Como, por ejemplo, los cfd y acciones.

Elegir por la renta fija o variable te permitirá organizar tus estrategias de análisis como los gráficos.

Diferencia entre cfd y acciones

Los CFD operan como las divisas en Forex. En este caso, es posible adquirirlos por medio de plataformas virtuales como Libertex. Los operadores se encargan de abrir posiciones teniendo en cuenta sus predicciones y de acuerdo al mercado, será la ganancia que obtenga. Al ser un activo volátil, hay más posibilidades de pérdida que en los instrumentos con renta fija.

Las acciones, por el contrario, se compran y venden en la bolsa de valores. Generalmente un bróker o corredor de bolsa interviene y se ocupa de abrir las operaciones. Es necesario un estudio detallado del mercado en el que se invierte y el contexto financiero para establecer los márgenes de ganancia o pérdida.

En los CFD es posible invertir incluso por cuestión de minutos, en el caso de las acciones duran como mínimo un mes para ver resultados positivos. En los CFD el inversionista no es accionista de la empresa sino que especula sobre la diferencia de los precios. En las acciones tradicionales, sí se vuelve accionista de la empresa.

¿Por qué elegir Libertex para operar?

Dentro de las muchas alternativas Libertex te ofrece:

  • Acceso a una cuenta demo de forma gratuita donde podrás practicar.
  • Asistencia técnica al inversor 5 días a la semana, durante las 24 horas.
  • Para los clientes de perfil profesional, un apalancamiento de 1:500.
  • Puedes operar en una plataforma para cualquier dispositivo: Libertex y Metatrader 4 y 5.
  • No posee comisiones de extracción para Latinoamérica.
Volver

¡Vive la emoción del trading!

Registra una cuenta demo en Libertex y aprende cómo operar