Skip to main content

El PAQUETE DEFINITIVO
para inversores y traders!

Llévate estos regalos gratis:

  • Acciones gratis que valen hasta $200
  • $10 para operar con criptomonedas
  • Estatus Gold durante el primer mes
  • Acceso a formación
  • Acceso a paquetes de inversión
free shares promotion
¿Qué es el dinero Fiat?
¿Qué es el dinero Fiat?

El origen de todos los dineros: dinero Fiat

Nada tiene que ver con la conocida marca de autos, de eso estamos bien seguros. Sin embargo, el dinero Fiat está presente en casi todas las operaciones y transacciones que realizamos a diario. Ya sea en el supermercado, al comprar algo por internet o, incluso, en un exchange de criptomonedas, este tipo de dinero es el (todavía) más utilizado. Pero, ¿qué es?

Rápidamente, el dinero Fiat es una forma de dinero fiduciario cuya principal característica es el respaldo gubernamental. Básicamente, es la moneda de curso legal que se utiliza en un país para realizar las transacciones.

Ciertamente, es el modo de intercambio P2P y cualquier otro tipo de intercambio más habitual, independientemente del nivel de comercialización y del hecho de que otras alternativas como las criptomonedas crecen en popularidad.

Como sabemos que seguramente utilices este dinero para invertir, al menos una primera vez, desde Libertex queremos contarte un poco más de él. Después de todo, seguramente tengas algunos ahorros en este dinero en tu billetera (física o electrónica).

Entonces…

¿Qué es dinero Fiat?

Como mencionamos, el dinero Fiat es una forma de dinero establecida por regulación gubernamental, por ley o por decreto como moneda de curso legal. Su mayor característica es que su respaldo no está dado contra otro valor equivalente (como sí lo fue, por ejemplo, en tiempo del patrón oro o, incluso, más hacia atrás, del trueque). El valor de este dinero está sustentado y respaldado por un gobierno o entidad gubernamental. Y si lo utilizamos es porque la ley lo impone como tal.

Euros, dólares, libras, pesos, yenes… ¿Dónde está escrito que un pedazo de papel o un trozo de metal valen eso que está grabado en su superficie? No hay correlación directa entre el valor del objeto y el valor que dice tener. Es un valor simbólico, establecido por imperativo legal y aceptado como una convención social.

De hecho, el significado del dinero Fiat proviene de la palabra “fiat”, que en latín significa “hágase” o “que así sea”. Esto da cuenta de la situación decretada que supone este tipo de dinero, ya que solo existe por orden de la autoridad que gobierna. No se puede cambiar por oro o plata (al menos no de manera estable, sino que los tipos de cambio fluctúan como con cualquier mercancía). 

Si bien no tiene respaldo físico, este tipo de dinero brinda a los bancos centrales un mayor control sobre la economía ya que permite controlar la cantidad de dinero que se imprime o emite. Y la fortaleza del gobierno que establece el valor de una moneda Fiat es clave para esta forma de dinero.

Las funciones básicas del dinero

‍El dinero, cualquiera sea su tipo, debe cumplir cuatro funciones básicas:

  • ser medida de valor;
  • ser instrumento de intercambio;
  • ser medio de pago;
  • y ser reserva de riqueza.

A simple vista, y con el nivel de costumbre que tenemos en torno a él, es claro que el dinero Fiat cumple estas cuatro funciones. Sin embargo, como ya mencionamos, esto sucede en base a imposiciones y acuerdos sociales. No porque realmente tenga un valor inherente.

Ciertamente, el oro y la plata cumplen estas funciones, y fueron los metales sobre los que se acuñaron las monedas en la antigüedad. En la Edad Media es que se empieza a utilizar el papel para facilitar los pagos en grandes cantidades, pero estaba respaldado por cantidades concretas de metal precioso. Esto es lo que se conoce como patrón oro.

Este nuevo tipo de dinero en papel es lo que se llamó fiduciario, del latín “fidare” que significa “fiar” o “confiar”: no eran monedas físicas, pero el papel prometía la entrega de dichas monedas.

Hoy en día, este dinero tampoco existe, ya que el billete o papel moneda no tiene un metal precioso para respaldar su valor. En la actualidad, el dinero Fia vale como moneda de intercambio en el comercio, y no hay otro medio de pago aceptado mundialmente. Este dinero es una medida de valor, es un instrumento de intercambio y es un medio de pago, pero no sirve como reserva de riqueza.

Pero adentrémonos un poco más en el camino que recorrió la humanidad para llegar a este dinero Fiat.

Persona investigando el dinero Fiat.

Un poco de historia sobre el dinero

El dinero mercancía

El dinero mercancía es el que se usaba en la antigüedad, aunque, en menor o mayor medida, continuó utilizándose hasta finales del siglo XIX. Basado en la idea del intercambio y el trueque (o permuta) como antecedente, este tipo de dinero tomó la forma de monedas acuñadas en metales preciosos. 

La moneda era entendida y aceptada por todos como algo con un valor determinado, y que servía para realizar transacciones e intercambios. Era un verdadero intercambio entre dos valores. Y se lo llama dinero mercancía porque el dinero tiene un valor por sí mismo, determinado por su peso en oro o plata.

También existieron otro tipo de monedas en metales no preciosos como el bronce o el cobre, que tenían un muy pequeño porcentaje de plata. Eran utilizadas habitualmente para intercambios locales de pequeño monto, pero no eran aceptados universalmente. 

El dinero fiduciario

Pero el dinero de metales preciosos tenía un problema: era incómodo y poco práctico, sobre todo en cantidades grandes, ya que el valor dependía del peso. 

Para solucionar esto, durante la Edad Media surgió la representación del dinero en trozos de papel. Una especie de promesa de pago, en las que el valor representado correspondía a una valor determinado en monedas. Fue ideal para los comerciantes y personas que realizaban viajes.

Si bien el dinero fiduciario no tiene valor por sí mismo, tienen el respaldo del banco que los ha emitido, el cual tiene en su poder el oro o la plata que respaldan ese valor. El poseedor de un billete de banco de dinero fiduciario tiene derecho a acudir al banco emisor y retirar de él el oro que respalda ese dinero.

El dinero Fiat

Pero el dinero fiduciario también tenía un problema, y era su mismo sentido de ser: el hecho de que su valor dependiera de las reservas del banco emisor.

Si el respaldo es en oro, éste tiene un valor que puede cambiar en tanto cotiza en los mercados, pero esta evolución del valor poco tiene que ver con la evolución de la economía del país. En cambio, si un Estado emite moneda respaldada en oro, es posible que desde el extranjero se exija la entrega de ese oro, con el resultado de unas reservas empobrecidas. Y si no hay oro en un país, ¿cómo se respalda la moneda?

Frente a esta problemática es que surge el dinero Fiat, un dinero que no tiene valor por sí mismo y que tampoco está respaldado por reservas de metales preciosos de su emisor. Solo existe en tanto la Ley así lo establece y le otorga un valor.

Poco a poco, la mayoría de los países fueron adoptando este sistema durante el siglo XX, pero no fue hasta 1971 que se convirtió en universal, cuando Estados Unidos abandonó definitivamente el patrón oro.

Una de las principales características del dinero Fiat es que está controlado por organismos y entidades autorizadas como son los bancos centrales de cada país o, en el caso del Euro, por el Banco Central Europeo. Y el respaldo de una moneda está en la economía del país que la emite: si un país es rico y próspero, y tiene una economía saneada, tendrá también una moneda fuerte y bien aceptada en el mercado; en caso contrario, no.

Actualmente ya no existe dinero fiduciario, todo el dinero es Fiat, y existen 165 monedas diferentes en todo el mundo. De ellas, sólo 11 son divisas convertibles. Es decir, que son aceptadas universalmente y cotizan en el mercado de divisas según el respaldo de las economías de sus países. El resto de las divisas tienen valor como medio de pago solo en su propio territorio.

Ventajas y desventajas del dinero Fiat.

Dinero Fiat: ventajas y desventajas

No existe un apoyo unánime al dinero Fiat, incluso cuando es el único que universalmente aceptado. Es que, como todo, tiene ventajas y desventajas.

Es así que, entre sus ventajas, podemos destacar: 

  • El dinero Fiat no se ve afectado ni condicionado por la escasez de una mercancía física como el oro. No existe un número fijo de unidades que se puedan emitir, ni un patrón determinado y previsible de cuándo se emitirá más o menos.
  • El coste del dinero Fiat es significativamente menor que el del dinero mercancía y el dinero fiduciario, por lo que es más asequible de producir.
  • El dinero Fiat es utilizado por países de todo el mundo, lo que lo convierte en un mecanismo monetario adecuado para el comercio internacional.
  • Al estar controlado por gobiernos y sus bancos centrales, éstos tienen la flexibilidad necesaria para corregir o, mínimamente, actuar frente a las crisis económicas. Así, en caso de necesidad, una moneda puede verse rápidamente devaluada o apreciada. 
  • Esto último, sumado a que por sí mismo el dinero Fiat no posee valor intrínseco, permite a los gobiernos y bancos crear dinero de la nada.

Sin embargo, algunas de estas ventajas también suponen parte de las críticas:

  • El hecho de que pueda crearse dinero Fiat de la nada puede llegar a conducir a procesos de hiperinflación y al colapso del sistema económico.
  • Además, el dinero Fiat es históricamente riesgoso, en tanto los propietarios del dinero son siempre los Estados y los bancos. Los billetes son más un certificado de deuda que una reserva de valor.
  • La no propiedad sobre el dinero por parte de las personas hace que el poder se concentre en sobremanera en ciertas entidades.

Frente a esto, son cada vez más las personas que proponen el uso de las criptomonedas como alternativa, dando cuenta de un sistema descentralizado. Sin embargo, aún se encuentran resistencias grandes en todo el mundo. Por ahora, el dinero Fiat sigue y seguirá siendo el dinero de nuestro día a día.

¿Por qué elegir Libertex para operar?

Dentro de las muchas alternativas Libertex te ofrece:

  • Acceso a una cuenta demo de forma gratuita donde podrás practicar.
  • Asistencia técnica al inversor 5 días a la semana, durante las 24 horas.
  • Para los clientes de perfil profesional, un apalancamiento de 1:500.
  • Puedes operar en una plataforma para cualquier dispositivo: Libertex y Metatrader 4 y 5.
  • No posee comisiones de extracción para Latinoamérica.
Volver

¡Vive la emoción del trading!

Registra una cuenta demo en Libertex y aprende cómo operar