Skip to main content

El PAQUETE DEFINITIVO
para inversores y traders!

Llévate estos regalos gratis:

  • Acciones gratis que valen hasta $200
  • $10 para operar con criptomonedas
  • Estatus Gold durante el primer mes
  • Acceso a formación
  • Acceso a paquetes de inversión
free shares promotion
Persona investigando qué es un ETP.
Persona investigando qué es un ETP.

ETP: una inversión colectiva

La gestión pasiva y los productos cotizados son cada vez más populares como opciones en las carteras de los inversores de todo tipo. Quizás incluso ya te suene el término ETF, los productos de inversión colectiva más conocidos. Pero, ¿sabías que éstos no son sino un tipo de ETP?

¿ETP? Sí, claro. Exchange Traded Product, un método popular de negociación que combina las ventajas de otros instrumentos de negociación. 

No son lo mismo que los ETFs, pero si algo tienen en común (además del hecho de ser parte de la misma “familia”) es su posicionamiento cada vez más marcado entre las inversiones del mundo. La variedad existente, la diversificación de portfolios y la posibilidad de reunir ventajas de diferentes instrumentos de inversión en uno solo son algunos de los motivos de su creciente popularidad.

¿Los otros motivos? Te los contamos acá. 

¿Qué es un ETP?

Los productos negociables en bolsa o Exchange Traded Products (de allí sus siglas y el ETP significado) son, tal y como su nombre lo indica, productos derivados negociados en bolsa. Son un vehículo de inversión que imita el rendimiento de una selección de activos relacionados. Es decir, replica valores subyacentes, el movimiento de un activo financiero en particular o de una cesta de activos, como pueden serlo índices, materias primas o divisas.

El punto clave del ETP es que reúne las ventajas de las acciones, ya que se negocia de manera continua en las bolsas al funcionar de forma similar a las acciones. Pero también tiene los beneficios de inversión de un conjunto más amplio de activos financieros, como hacen los Fondos de Inversión. Es por esto que se posiciona como un método alternativo de inversión muy popular.

Su origen se remonta a 1989 en Estados Unidos, cuando se negoció el primer ETP y, pese a los obstáculos reguladores de la época, este método de inversión adquirió gran popularidad de forma rápida. Todo gracias a sus características, que le permitió expandirse a una importante variedad de mercados y ofertar un número cada vez mayor de proveedores.

Características del ETP

Todo instrumento de inversión tiene características que lo hace diferente al resto, las cuales suelen ser el motivo por el que se lo elige sobre otras alternativas de negociación. Ciertamente, el ETP, que es un vehículo de inversión, también tiene estas particularidades.

  • Negociación continua: al cotizar de forma similar a una acción, es posible comprar y vender ETP durante toda la sesión bursátil.
  • Mercados regulados: la cotización de los ETP se lleva a cabo en un mercado organizado y regulado.
  • Sencillez operativa: dado que pueden replicar el comportamiento de un activo o cesta de activos, ofrecen una exposición a un subyacente de manera relativamente sencilla y, de forma general, con bajos costes.
  • Mínimos: los ETP no imponen capitales de inversión mínima o cargos de amortización anticipada.
  • Objetivo: básicamente, el propósito de un ETP es imitar el rendimiento del mercado subyacente y obtener un resultado similar.
  • Universo de mercados: dentro de esta posibilidad de imitar el movimiento de uno a varios activos, los ETP ofrecen a los inversores todo un universo de mercados que van desde las clases de activos tradicionales, como pueden ser los bonos, hasta alternativas como materias primas. Esto permite operar con mayor agilidad y sobre sectores completos, economías o países, reduciendo el riesgo de asignación de capital.

Ahora bien, adentrémonos un poco más en este vehículo de inversión.

Mujer investigando las características y cómo funciona un ETP.

¿Cómo funciona un ETP?

Como ya mencionamos rápidamente, los ETP están diseñados para reflejar, imitar o replicar el comportamiento de un mercado subyacente. Éste puede ser un índice, una materia o divisas, entre otras alternativas, pero el objetivo es siempre el mismo: obtener un resultado similar al mercado que imita.

Por esto mismo, el hecho de que es una imitación, no se puede esperar que un ETP supere al mercado del que hace seguimiento. Pero incorporando lo mejor de los demás instrumentos de inversión hace que los productos negociables en bolsa resulten más atractivos que negociar directamente en el mercado subyacente con frecuencia.

Tipos de ETP

Finalmente llegamos a la parte en la que aparecen los ETF, esos que mencionamos al principio. Es que los ETP tienen diferentes tipos o variedades dentro de lo que puede considerarse un producto negociable en bolsa.

Hay tres tipos principales:

  • Exchange Traded Funds (ETF). Los fondos negociables en bolsa están estructurados como fondos y son controlados por los marcos reguladores de cada país.

Son los más populares y conocidos entre los ETP (y de allí su confusión entre sí). Se utilizan fundamentalmente para replicar el movimiento de un índice, pero también pueden replicar el movimiento de una cesta de acciones, como es el caso de un sector económico determinado.

  • Exchange Traded Notes (ETN). También conocidos como pagarés negociables en bolsa, son emitidos por bancos y, generalmente, dependen del valor del crédito de la entidad emisora.

Son similares a los ETF, pero en este caso, los ETN invierten en deuda con la intención de replicar el movimiento de un índice o cesta de acciones. Aunque sin utilizar activos reales para copiar este comportamiento, sino con productos derivados.

  • Exchange Traded Commodity (ETC). Otra variedad del ETP, las materias primas negociables en bolsa se emiten como títulos de deuda y no se encuentran limitados por requisitos de diversificación. 

Tal y como su nombre lo indica, en este caso el objetivo es replicar el movimiento de las materias primas. Un gran ejemplo es el oro, si bien la variedad es muy amplia.

Como puedes ver, todos se tratan de opciones de productos negociables en bolsa. Otras variedades también son los ETP de bonos, los ETP de divisas y los ETP apalancados.

Hombre analizando los tipos de ETP y cómo operar con ellos.

Operar con ETP: cómo hacerlo y qué beneficios tiene

Cuando se negocia un ETP, por ejemplo, haciendo el seguimiento de un índice en lugar de comprar acciones en las compañías individuales que conforman ese índice, se está comprando una cartera de esas compañías. Y la negociación se basa en el rendimiento combinado de múltiples entidades, en lugar de recaer en el rendimiento de una sola empresa.

Toda la operación se realiza como un único precio. He aquí la simplicidad que a veces es ventaja y a veces es limitación, según la estrategia que se lleve a cabo. Esto porque con un ETP los instrumentos están fijos, por lo que no pueden ajustarse según sus intereses. Aunque, en este sentido, se ve respaldado ante las tendencias ascendentes o descendentes.

Pero éstos no son los únicos beneficios de operar con ETP. También puedes considerar:

  • Transacciones únicas, ya que un ETP combina lo que, en otra situación, serían varias operaciones en distintos activos. Esto facilita conseguir un precio particular para la cesta de activos, y reduce las comisiones ya que sólo se cobra una única transacción por el total, en lugar de hacerlo por cada activo individual.
  • La situación anterior es lo que posibilita el precio continuo y la posibilidad de realizar operaciones en cualquier momento durante la jornada bursátil.
  • Ahorros, en tanto operar con ETP permite ahorrar el dinero en la comisión, y hace mucho más fácil gestionar el contrato. Además, éstos son instrumentos más rentables que otros.
  • Y, de la mano con lo anterior, va también la ventaja tributaria, ya que con los ETP las ganancias del capital sólo se producen en la venta de todo el instrumento y, por lo tanto, solo se gravan una vez y de forma conjunta.
  • Y, claro, los principales beneficios, propios de las características de los ETP: por un lado la gran diversidad que ofrecen para realizar el seguimiento de una cesta de activos desde una única transacción. Por el otro, el acceso a mercados difíciles, ya que en muchos casos los ETP representan la única forma de conseguir exposición en ciertos mercados subyacentes.
  • Todo esto genera flexibilidad dentro de un mercado regulado y transparencia, ya que los proveedores de ETP publican los constituyentes de sus fondos a diario.

Ahora ya sabes exactamente qué es un ETP y cuáles son sus características. Perfecto para no volver a confundirte entre el progenitor de la familia, el producto negociable en bolsa, y el ETF. E ideal para terminar de comprender de qué se trata y qué beneficios puedes obtener de este tipo de operaciones.

Como parte de una nueva era de inversiones (si bien comenzó allí por el comienzo de la década del ‘90), los ETP abren las puertas a una infinidad de mercados por descubrir y explorar, llegando a lugares que, con otros instrumentos de inversión, hubiesen sido imposibles para inversores que, generalmente, son minoristas.

Y, claro, saber que es un ETP te permite también entender mejor qué es un ETF, para que, la próxima vez que ingreses a Libertex, lo hagas preparado para invertir en estos fondos negociables en bolsa. O, por qué no, tal vez te animes a probar con otros tipos de estos productos tan particulares.

 

¿Por qué elegir Libertex para operar?

Dentro de las muchas alternativas Libertex te ofrece:

  • Acceso a una cuenta demo de forma gratuita donde podrás practicar.
  • Asistencia técnica al inversor 5 días a la semana, durante las 24 horas.
  • Para los clientes de perfil profesional, un apalancamiento de 1:500.
  • Puedes operar en una plataforma para cualquier dispositivo: Libertex y Metatrader 4 y 5.
  • No posee comisiones de extracción para Latinoamérica.
Volver

¡Vive la emoción del trading!

Registra una cuenta demo en Libertex y aprende cómo operar

Evalúa tus conocimientos de trading

¡Realiza el cuestionario y llévate $ 9 de bonificación en tu cuenta!

quiz